Causa y efecto

No basta con hablar de hacer nuevos modelos de negocio. Hay que hacerlos, ponerlos a prueba y mejorarlos casi cada mes. Para ser justos ya se están haciendo y los que los están desarrollando no son las grandes industrias del entretenimiento, pues estas están entretenidas arruinandose (al menos moralmente) denunciando y criminalizando a sus clientes o potenciales clientes y presionando a los políticos para hacer leyes más abusivas y perversas de derechos de autor (en realidad, derechos de titulares de derechos valga la redundancia). Los que desarrollan los nuevos modelos de negocio es gente con ideas frescas, que se ha sacudido los prejuicios analógicos hace tiempo. Han logrado quitarse de encima el pesado manto de plomo de 300 años de una ley que ha deteriorado el acceso a la cultura de forma dramática y en cierto modo irreversible. 300 años que han convertido una ley para en teoría proteger a los creadores en una legalización de la peor y más real de las piraterías, la que roba del dominio público.

Los que están haciendo los nuevos modelos de negocio no tendrán nada que agradecer a la vieja y obsoleta industria, porque ésta no ha hecho nada por salvarse. De hecho se merecen todo lo que les pase. Lo triste es que arrastrarán a cientos de artistas y miles de empleos a su abismo auto devorador.

Los que pensamos en clave digital en plena transición de lo analógico a lo digital sabemos que lo importante es capitalizar de forma automática lo que se llama “causa y efecto de consumo”.

Dicho en pocas palabras, la gente comparte contenidos sin pagar, cierto pero ¿deja de gastar por eso? Si alguien de la industria lee esta pregunta que ponga su respuesta en los comentarios.

Bien, yo creo que la gente no sólo no ahorra, sino que gasta incluso más. Es más, gasta más en entretenimiento que antes y de una forma muy selectiva y meditada, lo que hace que tal vez no compren precisamente ese mismo entretenimiento que obtiene a bajo precio en Internet o como poco en la misma o similar forma. Y digo bajo precio porque creo que el “todo gratis” es una falacia de la propia industria analógica incapaz de argumentar científicamente.

La gente gasta en “cosas”, la gente consume “cosas”, pero no necesariamente siempre lo mismo. Si se encuentra la manera de relacionar ambos actos de forma automática y sencilla, tendrá un muy posible modelo de negocio.

Una pista, pensemos en los fans, pensemos en la percepción del coste de la música por ejemplo, pensemos en el público objetivo. Dejemos los prejuicios fuera y empecemos a trabajar en hablar con la gente en vez de demandarla.

Safe Creative #1006096550688

Esta entrada fue publicada en ciberfight, internet, modelos negocio y etiquetada , , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Causa y efecto

  1. Riobravo dijo:

    Está claro que quieren morir matando.
    Por si acaso no lo has visto, la última parte del reportaje es muy interesante.

    http://tv.canalextremadura.es/tv-a-la-carta/videos/esfera-31-de-mayo?page=51

    Lo mejor la frase de : “Itunes y Spotify existen a pesar de la industria”. XDDD