DRM ¡No gracias!

No me gusta el DRM y no me fio del DRM, por lo tanto no quiero nada con DRM. Bastante tengo ya con el DVD de casa que no me dejar ver películas que he comprado en los EEUU por ser zona 1. El DRM (Digital Rights Managment) son las siglas para todos esos resabidillos sistemas de software y/o hardware que dicen qué puedes hacer o no con el material audiovisual que consumes.

No me gusta la idea de que un código diga qué puedo o no hacer, es más, al ser tan oscuros y ocultos, tan obtusos, tan intrigantes, tan conspiradores, al mostrar tan poca confianza por parte de la industria del entretenimiento en el consumidor, al no saber qué más hacen o acabarán haciendo en mi ordenador, pues sencillamente ya no lo quiero… Cuando veo cualquier cosa que tenga DRM (y parece que el nuevo servicio de AOL de video lo lleva) pues como que no consumo. Es más, no necesito consumir, no necesito nada que tenga DRM. ¡ Hey Industria de Entretenimiento ! ¿Me entienden? ¿Lo digo en algún idioma que entiendan… DRM=No sales, no my money, no bussiness for you!!!!


Hagan como yo, si ven algo que lleve las siglas DRM ¡No se fien! ¿Porqué? Respondanme a una pregunta muy sencilla: ¿Porqué motivo tendríamos que fiarnos de una industria que no se fía de nosotros?

Yo les responderé… ¡por ningún motivo en absoluto!

Me quedo sin ver el video, pero ¡y lo agusto que me quedo! 😀

Un comentario en “DRM ¡No gracias!

  1. Pingback: Al borde del precipicio » Blog Archive » DRM ¡No gracias!

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s