La curiosa confusión entre descargar ilegalmente y descargar contenido ilegal

Las entidades de gestión, las FAPs y demás defensores de todo lo moral y bueno del universo conocido y por conocer, en su absoluta posesión de la verdad más verdadera suelen decir dos cosas que parecen iguales, pero que no lo son. A saber:

– Que los horribles ciudadanos ilegalmente descargamos contenidos.

– Que los horribles ciudadanos descargamos contenidos ilegales.

No suelen juntar nunca los dos conceptos pues quedaría algo así:

– Que los horribles ciudadanos descargamos ilegalmente contenidos ilegales.

Donde decimos horribles ciudadanos habría que añadir: piratas, ladrones, gentuza, criminales, asesinos, terroristas, pendejos electrónicos y cosas por el estilo que nos han llamado. Como con su habitual valor nunca acusan a nadie en concreto para evitar demandas al honor de particulares y cuando demandan van a por una cabeza de turco que de ejemplo a la demás carroña, pues siguen con su habitual discurso.

Mis preguntas son:

¿Qué es descargar ilegalmente? ¿Y descargar ilegal hace el contenido ilegal? Porque para mi contenidos ilegales son, por poner el único ejemplo que me viene ahora a la mente, contenidos pederastas. Tema serio, por cierto, con el cual no vale bromear más.

Pero los políticos siguen el juego, ahora el tal Marín (que no sé cuánto le pagarán para compensar la mala malísima fama que va a obtener) va a presidir la última imbecilidad del lobby que pasa de evolucionar y prefiere insultar a los ciudadanos, la pfff… j… “Coalición” (vamos, al más puro estilo imperio de las tinieblas).

Vamos a luchar contra los piratas. Sí, la industria que ataca a los ciudadanos al amparo y bajo el auspicio de la clase política que prefiere eliminar a los ciudadanos y convertirlos en simples votantes sin criterio propio.

Mientras tengan dinero que pagar podrán comprar a los políticos, pero ¿aguantarán eternamente los políticos la presión de una ciudadanía que cada día está más cansada de que le insulten y cada día más concienciada que el problema lo provocan los políticos vendidos a lobbys de presión que sólo pretenden evitar lo inevitable modificando una ley obsoleta y absurda?

Espero que esta gentuza tan proclive a grandilocuentes coaliciones desaparezcan un día y la cultura vuelva a estar en manos de sus legítimos dueños, los ciudadanos.

Suerte Marín, espero que te paguen muchísimo, porque es lo único que vas a tener de ahora en adelante. Tu dinero. Porque tu alma ya está vendida. Lo haremos saber a los ciudadanos que todavía quedan y que espero cada día sean más. Y que nuestro voto castigue a la clase política ajena a la realidad.

Actualización: la noticia de lo del amigo Marín ya está en Meneame.

Actualización 30/6/08: Marín desmiente que vaya a ser presidente de la última ocurrencia del lobby ese.

Parece que se va confirmando que Marín no va a presidir el despropósito contra los ciudadanos. Si es así sinceramente que me alegraré y desde ya mis disculpas por el tono empleado contra el Sr. Marín. No obstante esto se debe a la baja, bajísima confianza que siento hacia los políticos. En fin, si me he equivocado, que me alegraré, pues lo dicho y aconsejado por un comentario, haré mi rectificación.

La curiosa confusión entre descargar ilegalmente y descargar contenido ilegal

Creative Commons lanza el Collaborative Global Case Studies Project

Big Buck Bunny Poster
Poster by Blender Foundation, CC BY 3.0

El Projecto de Estudio Colaborativo de Ejemplos Globales de éxito en el uso de licencias Creative Commons y tecnologías libres en general liderado por Jon Phillips fue presentado ayer por Joi Ito. Se trata de una web en la que se pueden encontrar aquellos ejemplos notorios de producciones y proyectos de todo tipo que han usado licencias CC y han tenido éxito. Mediante este sistema no sólo se demuestra que CC tiene fines sociales, sino que también se puede hacer negocio (pese a quien le pese). Ejemplos que nadie debería perderse como Big Buck Bunny, Jamendo, o los libros de Cory Doctorow, son algunos de los más llamativos, pero hay muchos más.

Y habrá más todavía, porque este sistema está abierto a que todos podamos contribuir añadiendo los casos que conozcamos o vivamos en primera persona.

En el espíritu de la web semántica y de forma sencilla podemos introducir los ejemplos que nos parezcan interesantes para mostrar. El sistema que usa el wiki está adaptado a la nueva generación web de buscadores y esta información de expandirá y difundirá por todos los rincones. Así que ya sabes, si quieres informarte de esos geniales ejemplos o agregar los tuyos, no dejes de visitar el proyecto.

Creative Commons lanza el Collaborative Global Case Studies Project

La industria del entretenimiento, los políticos y nosotros

Escribo esto desde un avión que ahora sobrevuela Groenlandia y tras haber visto de nuevo la película Buenas Noches y Buena Suerte.

buenas noches y buenaRecuerdo pues a Ed Murrows mientras vuelvo a España con la mente puesta en parte en la nueva labor a la que me voy a dedicar de ahora en adelante.

En las próximas semanas y meses… tal vez años, tengo como misión ayudar a crear herramientas alternativas a unos modelos de negocio que se han negado en redondo a cambiar aún a sabiendas de que eso significará su temprana ruina. O tal vez esta negativa no sea otra cosa que una maniobra más y por lo tanto la clave para comprender lo que está pasando.

Creo que en realidad las grandes industrias del entretenimiento saben bien cual es su juego, su futuro y el futuro que la sociedad demanda. Sin embargo ahora sirven mejor a interesese más altos, o más bajos, según se mire; intereses que sirven bien los auténticos enemigos de los ciudadanos: una clase política ignorante y corrupta con objetivos en conflicto con las necesidades de la ciudadanía.

Lo cierto es que nos encontramos en una situación extraña y artificial que ha logrado encapsular y aislar la auténtica cultura a sabiendas de que este hecho propicia que los ciudadanos sigan siendo ignorantes, necios y proclives a aceptar cualquier engaño con tal seguir recibiendo su ración de circo diaria.

Pero como escribí hace ya un año tras ver la película sobre Ed Murrows ¿de quién es la culpa? La respuesta no ha cambiado, sigue siendo nuestra. Es culpa nuestra al permitir que sigamos teniendo políticos corruptos e ignorantes tomando decisiones por nosotros; políticos necios y manipulados contra los que no luchamos, a los que no interpelamos, a los que no exigimos que rindan cuentas de sus actos absurdos.

Es tan importante la misión de crear herramientas para lograr que la cultura llegue a los ciudadanos, que se hace absolutamente necesario enfrentarse a una clase política que nos ataca favoreciendo modelos de negocio obsoletos empeñados en insultar y amenazar a los ciudadanos que aceptan las nuevas tecnologías digitales. Los políticos deberían defender a los ciudadanos y no amparar a quienes los insultan.

Los nuevos modelos de negocio no podrán desarrollarse plenamente si se siguen manteniendo mediante leyes injustas aquellos otros modelos de negocio que por la lógica evolución del mercado deberían haber cambiado o desaparecido hace tiempo.

Y no tenemos que mirar a ningún lado que no sea nosotros mismos para encontrar quienes impiden que todo esto cambie. Si seguimos permitiendo que Internet sea únicamente entretenimiento, al igual que ocurrió con la televisión, este medio, refugio último de la libertad y facilitador de una conversación global, será simplemente destruido. Será su final.

Mario Pena

La industria del entretenimiento, los políticos y nosotros

Ya ha terminado el Creative Commons Technology Summit

Ha sido un día intenso sin duda. Y por muchos motivos. Por primera vez en el GooglePlex y conociendo nada más y nada menos que a personajes de la talla de Joi Ito, Mike Linksvayer, o Larry Lessig.

Además de hablar con éstos algunos de mis ídolos, ha sido una jornada muy interesante en la que se han debatido muchos e importantes asuntos. Los iremos comentando porque realmente son importantes y apuntan entre otras conclusiones a que es realmente necesario que existan sistemas de registro de la propiedad intelectual flexibles, compatibles y abiertos que favorezcan y complementen las licencias libres. Esto aportará la seguridad necesaria que tanto el creador como el usuario demanda.

Bueno, un camino intenso y lleno de desafíos y futuras recompensas. Ya iré actualizando cuando vayamos publicando en los blogs oficiales de SafeCreative.


Joi Ito, Juan Palacio and Javier Prenafeta

Joi Ito (CC CEO) con Juan Palacio (SafeCreative CEO) y Javier Prenafeta (Consejero Legal)

Lawrence Lessig, Juan and Javier

Mr. Lawrence Lessig (Fundador CC) con Juan Palacio (SafeCreative CEO) y Javier Prenafeta (Consejero Legal)

Ya ha terminado el Creative Commons Technology Summit

SafeCreative en el Creative Commons Summit el 18 de Junio en Google San Francisco

El próximo día 18 de Junio, Miércoles, participaré junto a Juan Palacio (CEO) y Javier Prenafeta en el Creative Commons Technology Summit en GooglePlex, San Francisco.

Tony Curzon Price - icommons
Creative Commons License photo credit: openDemocracy

Este será mi primer evento oficial tras mi incorporación a tiempo completo a este proyecto, SafeCreative.org en calidad de Community Manager. Espero poder realizar una buena labor para este proyecto y para las iniciativas que permitan un mejor y más fiable uso de las licencias libres y los modelos de registro online.

En este evento Javier Prenafeta participará en la mesa alrededor de los desarrolladores de registros de la propiedad intelectual online.

Durante el evento se hablará de ccREL, el estándar que Creative Commons propone para la inclusión de metadatos que faciliten a buscadores la localización en web y obras de las licencias CC usadas.

Sin duda será un interesante evento en el que participarán los máximos responsables de Creative Commons, como Joi Ito, presidente, Lawrence Lessig, fundador, Nathar Yergler (CTO) o Jon Phillips (Community Manager).

Ahí estaremos para aportar nuestra visión, y posibilidades entorno a todo esto.

SafeCreative en el Creative Commons Summit el 18 de Junio en Google San Francisco