Sin palabras

Publicado el 11 de Marzo de 2004

Hoy no tengo palabras, ahora mismo estoy temblando, eso es todo. Todo lo que miro parece falso, mentira, vacío.

Todo en lo que creo se tambalea en un día como hoy. Por este motivo he quitado durante un tiempo todos los links de la página en muestra de mi más absoluto horror en un día como hoy.

Pienso en las personas, en los seres humanos, como siempre lo he hecho, en todos eso seres que ya no volverán y lloro y no siento consuelo al pensar en el dolor de las familas.

¿Qué nos pasa… qué más tiene que ocurrir para que reaccionemos? Pero no encuentro palabras por más que lo busco, cuando las palabras parecen tan frias y carentes de sentido como el corazón helado y muerto de los terroristas… y sus descarnados amigos.

Sin palabras

Las necesidades de crear una guerra

Publicado el 23 de Febrero de 2004

josemiguel escribió “La ”liberacion” de Irak es un escenario al que se han trasladado numerosos intereses politico/economicos de ambito global, que por supuesto conllevan al conflicto generado por las partes interesadas, del cual, solo se pueden generar los siguientes resultados:

-Ingresos economicos necesarios para los U.S.A
-Division politica dentro de la UE
-inestabilidad general en las relaciones internacionales
-inestabilidad general entre partidos dentro de los paises activos en el conflicto
-muerte y destruccion en una poblacion civil
-inestabilidad en las bolsas
-peligro de una guerra a gran escala
-una nueva excusa para las industrias armamentisticas
-una nueva excusa para que los hijos de los caidos venguen a sus padres
-olvido parcial o total de otros lugares del mundo que tienen igual o mas necesidad de ser oidos
-…

se me ocurren muchos mas motivos para que no haya guerras en el mundo , poco a poco , pero se conseguira.
si algunos quereis añadir mas motivos aparte de los ya nombrados os invito a hacerlo.

PD: DIGANLE AL SR. ES QUE MANDA A LOS AMERICANOS QUE DEJE DE TOCAR LOS COJONES UN TAL BUS O ALGO ASI

Los políticos son como los pañales: ambos necesitan ser cambiados con frecuencia y por la misma razón

BESOS PARA TODOS”

Las necesidades de crear una guerra

Los obispos opinan sobre la violencia de género

Publicado el 5 de Febrero de 2004

Los obispos hablan claro y como poseedores de la verdad absoluta han descubierto la verdadera causa de la violencia de género. No podía ser de otra manera, la culpan la tienen otros, en concreto la cultura de libertad sexual, la educación actual y como no, los homosexuales. Y luego todavía alguien me pregunta el motivo por el cual no creo en la Santa Madre Iglesia. Y es que sería para reirse si no fuera porque es un tema muy serio y este tipo de comentarios eclesiasticos me repatean y con razón.

Porque la doctrina eclesiastica de la iglesia tan maravillosa que nos quieren vender el viejo canon de la sumisión de la mujer al hombre es el verdadero estigma del horrible mal que vivimos hoy día. La culpa, si alguien la tiene en mayor medida es precisamente de la Iglesia. Sólo ahora que existe la libertad sexual, sólo ahora que las mujeres pueden empezar a tener los mismos derechos que los hombres, sólo ahora vemos con demasiada claridad que los hombres, imbuidos por las viejas y reprobables conductas biblicas, son incapaces en demasiados casos de darse cuenta que las mujeres no son objetos en propiedad, que son personas con los mismos derechos y obligaciones, capaces de decidir por si mismas sin tener que pedir permiso al macho.

Parece como en una maniobra por desviar la atención sobre su propia culpa, los obispos se lanzan en su cruzada fascista hacia todo aquello que les atemoriza, porque lo que tienen es miedo de desaparecer debido a su incapacidad de ir codo con codo con una sociedad que les demanda comprensión y menos enjuiciamientos.

Puede que la educación tenga culpa, porque la educación hoy en día gracias a cierto partido gobernante da verdadera pena, habiéndose olvidado los humanismo por la búsqueda rádical del éxito económico a costa de cualquier otra consideración, pero en la educación tiene mucho que ver la propia Iglesia que en su día educó, mal a sabiendas a la gente que después habría de seguir educando. Así hoy en día oimos como muchas mujeres piden todavía permiso al marido. Bochornoso.

Y luego no dudan con arremeter contra los homosexuales. Primero tendrían que callarse porque creo que en el tema de la violencia de género no se puede meter a este colectivo, ya que la violencia de género se basa en el maltrato de hombres a mujeres y mujeres a hombres. ¿A QUÉ VIENE ESTA TONTERÍA ENTONCES? Pues sí, a meterse contra los pobres y enfermos homosexuales, los cuales están más que artos de escuchar una y otra vez este tipo de comentarios fascistas y condescendientes.

Los homosexuales, igual que los heterosexuales son personas y que les guste acostarse con alguien de su propio sexo o del contrario es asunto que les concierte única y exclusivamente a ellos y a nadie más. Así que mi más rotundo rechazo a esos comentarios retrógrados y anacrónicos de una Iglesia que si lo que quiere es nuestro rechazo, por mi parte lo han conseguido.

Por supuesto también hay gente buena en la Iglesia, no creáis, hay curas que trabajan para hacer un mundo mejor y no son tan retrógrados como la facción afín al Papa actual, que vive bajo una idea del mundo de hace cuarenta años.

El mundo ha cambiado y la Iglesia tendrá que empezar a aceptarlo o simplemente desaparecerá. Cada día cuesta más creer en un Dios como el que describen. Y si Dios fuera como ellos propugnan reniego de él. Dios, para que me guste le dará igual que alguien sea homosexual o no. Eso sólo preocupa a los cobardes.

Los obispos opinan sobre la violencia de género

Doble moral y Superbowl

Publicado el 4 de Febrero de 2004

Es curioso hasta dónde puede llegar el esperpento en el mundo actual gobernado por George Bush y camarilla. Es sorprendente que se tomen tan en serio algo tan trivial y estúpido como lo que ocurrió en la superbowl. Quiero decir que cuando vi la noticia le otorgé en mi escala de interes aproximadamente unos cinco segundos, poco más, porque de hecho, el pecho que mostró la hermana Jackson no me gustó demasiado, no me pareció bonito. Por otro lado creo que es evidente que se trataba de un montaje comercial un poco burdo y chavacano. Pero la notica no quiso detenerse ahí, sino que al día siguiente escuché con cierto estupor que los sacrosantos moralistas de los EEUU se lo tomaron muy a “pecho” tal muestra de indigna afrenta al pudor, cosa que en cierto modo no me soprende, por desgracia.

Y es que existe una doble moral en los EEUU y porqué no, en el resto de territorios de libre adhesión, como lo es Españavabien, Gran Bretaña Polonia, etc. Se pueden mostrar asesinados en guerras, propiciar matanzas bajo la escusa de una supuesta lucha contra el terrorismo internacional, se puede consentir que los EEUU, Gran Bretaña, Españavabien y Polonia, por poner un ejemplo, pruduzcan en connvencia con intereses geoestratégicos, comerciales y militares, guerras en las que son asesinados miles de seres humanos como cualquiera de nosotros, arrasadas vidas, descuartizados y mutilados niños y niñas, bajo la mentira el engaño y las amenazas, pero no se puede mostrar un pecho femenino en la televisión porque amenaza nuestra moral y equilibrio mental. Me parece indignante hasta la indignidad, la vacuidad de las personalidades que deciden dedicar sus esfuerzos y energías a emprender cazas de brujas sin brujas sin hacer exámen de sus propias iniquidades sin nombre. Y me sorprende casi más que la población acepte este tipo de juicios de valor. Prefieren hacer la guerra a hacer el amor y así nos van las cosas. Creo que si bien se ha demostrado que esa arcaica fórmula no funciona, la gente, los que tenemos el poder tenemos que decirles bien alto y a la cara, que no, que ya estamos artos de guerra, que preferimos ver pechos femeninos, cuerpos desnudos, que preferimos hacer el amor que ver más muertos por balazos, por misiles, por bombas escondidas, por falsos idealismos. Tendríamos que sobrecogernos más cuando vemos las imágenes de cuerpos inertes, abrasados que al ver un pecho. Porque ahí reside la cuestión, tenemos que empezar a ver qué es lo importante, y lo importante es que hay que dejar paso a la paz, con todas sus consecuencias y dejar de juzgar tanto a los demás. Así que mi más rotundo desprecio por esos moralistas que ven la afrenta dónde no la hay, que dicen que lo importante es eso y no la mentira mundial de George Bush y la Lockhead que emulando anteriores gobiernos Mundiales de EEUU han producido centenares de miles e incluso millones de asesinados en guerras legales y morales. Porque lo obsceno es la guerra, lo obsceno son ellos mismos y algún día toda la gente se dará cuenta.

Doble moral y Superbowl

¿Un mundo mejor?

Publicado el 1 de Enero de 2004

George Bush en su cruzada contra el terrorismo y bajo la promesa de un mundo mejor se ha convertido en el auténtico terror del planeta. Bajo su poder absoluto nos entrega un mundo peor, dónde el terrorismo lejos de remitir, ha encontrado justificaciones nuevas a su barbarie innombrable.

Y contemplamos cada día con atónito estupor las cifras de vidas arrancadas de cuajo, las muertes sin sentido en nombre de la paz, Alá, Dios o

cualquier otra escusa, pues no son más que escusas que esconden poderes ocultos, criminales y asesinos. Porque existe un gobierno en la sombra que manda sobre todo el planeta y que se basa en unos intereses creados de grandes corporaciones para los que la vida humana no es nada de importancia.

Ahora el mundo es peor, es más horrible y la muerte golpea con crudeza nuestras adormecidas conciencias. ¿Es que no vamos a hacer nada para detener este horror? ¿No es evidente hasta llegar al escándalo que en Irak no había armas de destrucción masiva, que todo no ha sido sino una gran y desastrosa mentira? ¿No es evidente que los jueces están vendidos a los poderes bajo amenazas y con el incentivo de recompensas económicas?

Y así sigue la cosa y no parece tener fin. Pero estúpido de mi, todavía confío en que la gente haga algo, cambie y empiece a pensar, que se olvide de concursos estúpidos de la televisión y empiece a dar importancia a las cosas que realmente la tienen.

¿Un mundo mejor?

Julio Medem y la Pelota Vasca

Publicado el 31 de Enero de 2004

Hoy Sábado 31/01/04 se entregan los premios Goya y el documental de Julio Medem “La Pelota Vasca, la Piel contra la Piedra” es candidata a recibir un premio. Esa sería la noticia sin más si no fuera porque se proyecta un boicot por parte de la Asociación de las Víctimas del Terrorismo y porque existe una enorme controversia sobre este documental aún desde antes de que fuera estrenado en el pasado Festival Internacional de Cine de San Sebastián.

Y yo he de admitir que he discutido mucho sobre este tema y siempre he sentido la necesidad de dejar de hablar de él porque presentía que no me llevaba a nada, que no iba a convencer a nadie y que la gente se iba a poner todavía más en mi contra por defender unos principios en los que creo firmemente, aunque a veces se tambalean y no es de extrañar. Pero no quiero entrar en este tipo de disquisiciones, que para ello hay lugares más apropiados. Lo que me ha sorprendido muy desagradablemente es que la AVT compara libremente a Julio Medem con ETA pues decide poner en sus panfletos “No a ETA, no a Medem” lo cual es un paroxismo de fanatismo que me asusta terriblemente. Una comparación imposible y degradante para el que la hace, y lo siento en el alma más de lo que la AVT puede llegar a imaginar. Pero lo que es más, escuché unas declaraciones de un hombre que dijo que en el documental, los heridos en atentado que salen son personas normales, no actores; pues bien, querría decirle a ese hombre que esa es precisamente la diferencia que hay entre un documental y una película de ficción. El documental debe, tiene que mostrar escenas de la vida real y no tanto representaciones con actores. Creo que hay mucha cerrazón, mucha gente con la razón absoluta y muy, muy pocas ganas de hablar aunque nos cueste. Es imprescindible evitar que la discrepancia, el diálogo sean criminalizados definitivamente. Aunque no nos guste lo que nos digan, la libertad está en que se pueda opinar. Existen matices, sí, pero nisiquiera podemos hablar para establecer esos matices, esos límites tan difíciles de ver.

Julio Medem tiene una visión que seguro que no es igual a la de ningún otro, podemos o no estar de acuerdo, pero tiene derecho a defenderla tanto como la AVT y tanto como cualquier otro, pero no es necesario insultar, degradándose a uno mismo, cayendo en la sinrazón. Si queremos la Paz, nos tendremos que preparar para la Paz con todas sus consecuencias… Y sí, estoy de acuerdo en que tiene que existir diálogo, porque no sería la primera vez que se ha hablado para intentar frenar una situación que nos lleva hoy día hacia un abismo, un Lago de Sangre del que da la sensación que no se quiere salir. Puedo equivocarme, pero que nadie dude por un sólo instante que estoy total y drásticamente en contra de la violencia, de toda violencia, de absolutamente toda la violencia. Y creo en las personas más que en los colectivos, y creo en que el dicho de “hablando se entiende la gente” es una verdad. Hablemos los que todavía podamos hablar, que los que no quieran hablar no lo harán nunca y se verá en ese momento quién es el verdadero enemigo… Porque dudo, luego soy humano, creo que tengo la razón pero puede que no la tenga…

Julio Medem y la Pelota Vasca

Carta abierta a la SGAE

Publicada el 26 de Enero de 2004

No se si se dan cuenta de que hoy por hoy las cosas ya han cambiado y siguen haciendolo, hace tiempo les sugerí que se leyeran “Quien me a robado mi queso” pero veo que el consejo a caido en saco roto. Estan a tiempo de liderar una revolución en los medios, pero ello requiere un cambio radical de actitud por su parte que no se si podrán adoptar. La tecnología actual hace que todo sea diferente y pronto serán obsoletos los medios actuales,el público no está dispuesto a pagar 20€ por un cd del que escucharán con gusto 2 o 3 canciones y las demas por que “ya que lo han comprado”y esto es una de las razones mas poderosas de que se descargue música por internet,el excesivamente sobrecargado precio de los cds y el hecho de tener que pagar por algo que ni fu ni fa…

Se impone la “música a la carta”,el consumidor puede hoy crear los cds a su gusto mezclando artistas y canciones como el quiera escucharlos y si no aceptan ese hecho estan condenados al fracaso. Pueden sin embargo girar su modelo de actuación 180º y llevarlo a donde vamos los demas,a la Red,crear y tutelar portales de descarga a un precio adecuado y …por favor…sin dialers ni tonterías que perjudiquen al consumidor, si en EEUU los artistas cobran entre 7 y 8 cts por cancion pueden uds cargar un % sobre esa cantidad (no empiecen con el 100x 100 que nos conocemos) y de esa manera asegurar de una forma justa que sus asociados perciben lo que legitimamente les corresponde. No ven o no quieren ver que cuando una industria como Pepsi se cachondea de la RIIA (y es cachondeo puro) es que algo va rematadamente mal. El modelo actual de gestión que Uds. se empeñan en continuar, no tiene futuro, los consumidores,a no tardar,podran acudir a su tienda favorita y pedir la música que prefieran la cual y tras un reducido tiempo de espera, les será entregada en la misma tienda. Francamente me gustaría que estas palabras no cayeran en saco roto,otra vez,ya ven lo que un pequeño globo-sonda como el del domingo a provocado en la Red,simplemente los usuarios estan hartos,no aguantan mas y Uds. serán los cabezas de turco(puesto que indudablemente son responsables de este cabreo) rectificar es de sabios y aunque su presidente sea una persona que cada vez que habla ayuda al movimiento antisgae creo (deseo mas bien)que en una organización como la de Uds. tiene que haber alguien con la cabeza bien amueblada. Simplemente dejen de pensar que los “pendejos electrónicos” somos todos una panda de piratas, pongan en su web una zona de sugerencias y no necesitaran el concurso de grandes empresas de marketing americanas, la solución está ahí fuera (ahora tendré que pagar derechos de autor a Expediente X) Saludos Escrito por Carlosues en: Enero 25, 2004 01:03 PM | TrackBack

Carta abierta a la SGAE