El funcionamiento de la maquinaria de los fundamentalistas del copyright

A veces basta con mirar al pasado para saber qué pasará en el futuro.

No me considero, aunque algunos lo piensen, una persona que esté totalmente en contra de las leyes de autor. En cambio creo que éstas deben modificarse para ser más realistas, más adecuadas desde el punto de vista científico.

En un próximo artículo comentaremos con algo más de profundidad el concepto de “todos los derechos reservados”, pero hoy quiero hablar de cómo funciona la máquinaria del extremismo en el copyright.

Dos noticias que acabo de leer me causan un gran deja vú. Por un lado sobre la famosa carta de MPAA que pide a los gobernantes que apoyen el tratado secreto de ACTA para acabar con toda evidencia de que otra forma de negocio en torno al copyright es posible y la más inquietante y reveladora, el CEO de Fox pide al gobierno de EEUU que adopte medidas como las que se toman en Francia para dejar sin expresión digital a los ciudadanos que no pasan por el aro de un modelo de negocio obsoleto, las políticas de “Three Strikes” o la aberración del asesinato digital legalizado.

Es práctica conocida que los lobbys del copyright maximalista tienen dos técnicas básicas para lograr sus objetivos:

1.- La primera es a traves de firmas de acuerdos de comercio en los que imponen a los países firmantes que formalicen modificaciones legislativas entorno al copyright para extender y aumentar los términos de protección según la idea de que en realidad la propiedad intelectual no deba llamarse monopolio sino propiedad, asumiendo que si estás en contra del término propiedad eres poco menos que comunista (en un sentido áltamente peyorativo). Cuando esos países por presión y por complacer extienden sus leyes de copyright más incluso de lo que es vigente en EEUU, los lobbys miran de nuevo hacia casa y dicen “¿Ven? Este país en desarrollo tiene más y mejores leyes de copyright, ¿acaso vamos a ser nosotros menos?”. Esto fuerza que al constatar precedentes y tendencias de países “protegiendo” más y mejor la “propiedad”, parezca que EEUU es casi hasta comunista. Eso ha de ser cambiado y por lo tanto se cambia la ley de propiedad intelectual llevando por ejemplo los términos de tiempo protección de copyright hacia el infinito.

2.- La segunda se basa en pide la luna, que te darán una montaña. En el fondo el objetivo realista del lobby era pedir una montaña, pero saben que si piden una montaña apenas les darán un guijarro. Así es por ejemplo como se eliminó el derecho a cita del la ley española que “inexplicablemente” desapareció del primer borrador hasta que alguien tuvo la suerte de darse cuenta de la enigmática ausencia. Se parcheó apenas y hoy los ciudadanos no podemos citar salvo tristes y reducidas excepciones. También fue la forma en la que ciertas entidades de gestión redujeron el concepto de copia privada a su mínima expresión o lograron que se legitimara que fueran recaudadoras de impuestos privados en forma de “canon digital”, un peligroso precedente y uno de los ejemplos de corrupción democrática en España. Así en los textos que lanzan piden mucho más de lo que saben van a obtener confiados en que al serles concedido menos de lo pedido la gente piense “menos mal, porque si les llegan a dar todo…” y así dan un pequeño paso y se preparan para un nuevo asalto. Los lobbys además suelen decir “¿ven como no era para tanto?” Paso a paso, poco a poco, cual rana en un caldero a fuego lento, vamos quedando adormilados por el calor hasta acabar hervidos sin haber hecho amago de escapar de esa nefasta situación.

Entiendo que un ejemplo de técnica uno se ha puesto en marcha en EEUU con los “three strikes” de Sarkozy en Francia. “Miren miren” diría el lobbysta de turno “miren como en Francia se toman la propiedad intelectual muuucho más en serio que nosotros. Queremos lo mismo o pareceremos miserables izquierdistas”. ¿Cual creen que será el resultado? Simple, la legitimación del asesinato digital de ciudadanos por no compartir la visión analógica de un modelo de negocio decadente.

ACTA me da la impresión de que por ahora se asemeja mucho más a la técnica dos. Piden mucho más de lo que la lógica o la razón pueden siquiera llegar a aceptar, para tal vez lograr algo menos, aunque si en el camino logran todo, pues bienvenido será para ellos; la industria del entretenimiento se queda con Internet como objeto de saldo para su uso y disfrute y sin tener necesidad alguna de evolucionar o competir en un mercado libre. No sé qué ocurrirá, pero podría ser que no lograran todo, pero sí algo. Lo suficiente como para que la gente diga “menos mal” y perdamos así un poco más de nuestras libertades ¿no pasó eso con el Patriot Act? Si los llevan a Guantánamo por algo será. ¿No pasó lo mismo con Abu Graib? ¿Con las torturas? ¿Con las leyes contra la protesta pacífica en Gran Bretaña?

Contemplando lo que ha pasado, recordando como poco a poco los poderosos nos quitan las libertades que tanto dolor ha costado lograr, podemos ver como una repeticion lo que va a suceder. Pasarán muchos años, o siglos el volver a recuperar lo perdido, si es que alguna vez logramos recuperarlo de nuevo.

(Texto por Mario Pena en Devolución al Dominio Público)

El funcionamiento de la maquinaria de los fundamentalistas del copyright

Internet no cierra por verano ante los abusos

Las cosas se les complica a los que siguen subestimando a los ciudadanos que se informan de las cosas a través de Internet. Además cada día será peor para dictadores, aprendices de dictador y estúpidos incapaces de reflexionar unos minutos antes de  hacer nada en general. Cada día hay más y más gente en Internet comprometida con la defensa de la gente, la cultura, la libertad de expresión y la libertad en general.

Según comenta Mangasverdes, a Sarkozy le están dando por donde más duele, la expresión del pueblo. Ahora que la gente ya está dejando de descargar, sigue criminalizando a sus ciudadanos por complacer a unas industrias que han perdido toda mesura y orientación. El googlebomging que se ha iniciado que funciona de esta ilustrativa manera, poniendo “trou du cul du web” enlazando a la web de Sarkozy, está teniendo la repercusión que algunos aprendices de fascistas no quisieran para si mismos.

En otro contexto hace poco hablabamos de la estupidez de Amazon con su Kindle 2 cargado de DRM que eliminó ciertos libros dejando un rastro de ironía como pocas. Ahora el CEO de Amazon pide perdón. No voy a decir que sus frases son obvias. ¡Ups, ya lo he dicho!

This is an apology for the way we previously handled illegally sold copies of 1984 and other novels on Kindle. Our “solution” to the problem was stupid, thoughtless, and painfully out of line with our principles. It is wholly self-inflicted, and we deserve the criticism we’ve received. We will use the scar tissue from this painful mistake to help make better decisions going forward, ones that match our mission.

With deep apology to our customers,
Jeff Bezos
Founder & CEO
Amazon.com

Vamos, que admiten que la han fastidiado pero bien, bien. Ahora a quitar el DRM, por favor.

Nosotros no cerramos ni en verano, ni en navidad ni nunca. Siempre estamos alerta ante los abusos y negligencia de los poderosos.

Internet no cierra por verano ante los abusos

Cuando las intenciones de los políticos quedan al descubierto

Las costumbres de consumo de los internautas están cambiando. No hablo de piratería porque no lo es. Considero, con toda clase de argumentos que los piratas son los políticos que impulsan leyes que limitan y roban del dominio público, que hacen leyes para extender las leyes del copyright, que criminalizan a los ciudadanos y las industrias que plagian sin sonrojarse siquiera y todavía se creen en posesión de todos los derechos, también los de los ciudadanos.

Pero resumiendo, la gente en lugar de descargar contenidos, cada vez más accede a ellos de forma en linea “on-line”. Ya han dejado de acumularse ingentes cantidades de contenidos en discos duros. Esto viene a confirmar lo que muchos hemos sostenido. La ciudadanía no desea el mal a los artistas, al menos la mayoría de éstos, sino que quieren acceder a los contenidos de forma económica, ubicua y en todo momento. La gente quiere contenidos y, porqué no, crea contenidos.

No sólo cambia que la gente ya no descarga, sino que cada vez más empiezan a subir sus propios contenidos que otros a su vez consumirán en línea creando un ciclo de creación consumo a una escala global.

Todos estos cambios de costumbres en los últimos meses llevan una tendencia clara: Los contenidos estarán en la nube, bajo sistemas que usan  el cloud-computing (computación en nube) para bien o para mal.

El futuro es y será la Red y los modelos de negocio nacerán y morirán en y por ella. Los equipos que ahora son el futuro son instrumentos para comunicarnos con nuestros espacios de almacenaje en Internet. Ya ni siquiera hacen falta copias infinitas de los contenidos, sino infinidad de accesos posibles a dichos registros en la web.

Y esto tiene sus ventajas y desventajas:

1.- El hecho de que los contenidos ya no estén en los equipos hace que estos sean especialmente vulnerables y puedan desaparecer. El P2P ha sido un gran invento que ha devuelto a la gente parte de lo que algunas industrias han robado a la humanidad. El derecho a acceder a la cultura y contenidos que en mayor o menor grado pertencen al conjunto de los ciudadanos. Pero al no tener ya los contenidos alojados, dependerá de las empresas que están en la “nube” que éstos estén disponibles, por lo tanto son vulnerables a las presiones y la obsesión caduca de ciertos estamentos.

2.- Se pueden generar modelos de negocio que remuneren además de forma justa, no arbitraria como hasta ahora, a aquellos artistas cuyos contenidos son más veces accedidos. Además se abren nuevas posibilidades antes nunca exploradas que exploten, por ejemplo, la economía de escala en función del valor que  hay que dar a la escasez de atención disponible por parte del público.

3.- Se pone de manifiesto que a pesar de estos cambios los políticos siguen con sus leyes fascistas que llaman piratas a quienes descargan incluso cuando en no mucho tiempo ya no se descargará nada a los ordenadores, incluso cuando las industrias más recalcitrates admiten su derrota y deciden por fin poner su música de forma gratuita online bajo nuevos modelos de negocio basados en economía de escala y adquisición de la atención. Esto demuestra que realmente a los políticos les importa más bien poco lo que pase con los artistas, sino más bien que quieren meter mano en nuestras comunicaciones teniendo poder legal para espiarnos y censurarnos. Algo que todo buen manual de pequeños dictadores parece sugerir a nuestras falsas democracias.

4.- Las entidades de gestión querrán, a pesar de todo, seguir cobrando su cuota de canon de CDs y DVDs que no se venden y pedirán añadir canon a las conexiones de banda ancha, aunque los nuevos modelos lo hagan totalmente improcedente ya que se podrá pagar a cada artista lo que le corresponde de forma justa y transparente. Es que no hay nada como esperar sentados a recibir cheques sin hacer nada.

¿Qué podemos concluir?

Pues ni más ni menos que aquello que hemos sostenido durante tanto tiempo. Internet es una amenaza para los poderosos. Sea como sea tienen que controlarla y harán lo imposible para lograrlo, incluso cuando muchas de sus escusas, que no eran otra cosa, se muestran falsas y carentes de todo sentido.

No esperen que personajes como Sarkozy o Berlusconi vayan a hacer caso de las tendencia. No esperen que las entidades de gestión y muchas industrias vayan a cambiar en breve. La evidencia científica es suplantada por la oscuridad, la mentira y la superstición. Mientras hemos de seguir protegiendo Internet de ellos y de nosotros mismos. Porque en juego está nuestra propia esencia, nuestra propia libertad y esa lucha no terminará nunca.

Internet, la evidencia científica, las tendencias y la realidad quitan las máscaras a los pseudo democratas y pseudo defensores de la cultura, devuelviendo la razón a los ciudadanos; pero la pregunta es ¿aún siendo patente la mentira a la que nos someten, seguiremos manteniendo en el poder y seguiremos consintiendo los insultos de políticos e industrias?

Safe Creative #0907164127324

Cuando las intenciones de los políticos quedan al descubierto

Detrás de la propaganda política contra Internet y los ciudadanos

En los últimos días se están escuchando cada vez más noticias arremetiendo de nuevo contra el uso de las redes de pares, P2P, eMules, etc.

Las declaraciones son viejas conocidas que han sido rebatidas hasta la nausea desde hace como unos tres o cinco años.

– Compartir contenidos en Internet (con copyright, algo que no siempre se dice) es igual a robar en una tienda física

– Hay que concienciar a la gente que compartir es malo, ileagal y acaba con la cultura

– Las compañías de comunicaciones tienen que parar todo eso

– La banda ancha se usa sólo para descargar todo lo que se pueda

– Cada contenido descargado sin pagar es un contenido menos que se vende.

– Con el todo gratis los autores se mueren de hambre, no crearán y la cultura morirá

Existen cientos de argumentos contra la pura propaganda que tan bien han aprendido los políticos de líderes de triste recuerdo que no vamos a mencionar. Los argumentos rebaten punto por punto todo lo que afirman.

– Compartir contenidos no equivale a robar. No importa las veces que lo repitan, la copia digital sólo pone en evidencia que vender contenidos por el mero hecho de vender contenidos no es un modelo de negocio válido en la era digital. Cuando copias un contenido de alguien, ese alguien no deja de tener el contenido, es eso de ser una copia ¿Acaso lo ignoran? No, no lo ignoran. No lo dicen porque en “propaganda” una de las reglas esenciales es no decir toda la verdad.

Existe abundancia de contenidos, ahora de lo que hay escasez es de atención. El futuro de modelo de negocio será ofrecer los contenidos gratis y vender servicios de calidad asociados o productos indirectos.

– El punto de concienciar es en realidad adoctrinar en la religión del copyright, que exige fe, credulidad, creer en algo no sólo sin evidencia, sino con toda lógica y sentido común apuntando en sentido opuesto.

– Las compañías de comunicaciones tendrán que tener mucho cuidado si pretenden seguir el modelo fascista de Sarkozy y Gordon Brown para espiar y desconectar del acceso a Internet a los ciudadanos. Los ciudadanos cada día somos un poco menos manipulables. Además cada vez la gente aporta más contenidos y pronto será más lo que aportemos que lo descarguemos.

– Cada contenido que se descarga no es una venta menos. Es un contenido que se descarga y los estudios, los de verdad independientes, no los de ciertas compañias financiadas por entidades de gestión, no sólo no encuentran relación, sino que a menudo las descargas gratuitas generan más consumo en otras áreas de las que se lucran los artistas. Eso sí, tiene que haber calidad. No vale cualquier cosa.

– Con las descargas gratuitas primará la calidad al puro entretenimiento. Unos podrán vivir de ello, otros no. Nada obliga a que alguien que se diga artista tenga por defecto la renta garantizada. Ojalá todos pudieramos hacer eso. Las palabras no valen, valen los hechos. Lo cierto es que con la era digital y la socialización de los métodos de creación y distribución, la balanza se inclina de parte de la creatividad real, no la pretendida.

Lo importante es que ahora los políticos empiezan con la propaganda de Sarkozy, solicitada por FNAC Francia, de cortar las conexiones a los ciudadanos. Lo van a repetir hasta la saciedad y yo digo que en las próximas elecciones, todo político que no se posicione clara y contundentemente contra ese tipo de medidas no reciba votos de los Internautas. Hay mucho en juego, porque ese modelo de corte de conexiones y espionaje de ciudadanos al puro estilo 1984 es fascista. Y no queremos más fascismos.

Ahora que sabemos que el enemigo son los políticos vendidos a intereses y que nos mienten… ¿qué es lo que realmente temen? Sencillo: Temen que la gente deje de consumir los contenidos “profesionales” porque cada vez más gente “amater” crea contenidos de mayor calidad. En no muchos años gracias a samplings, creaciones originales, licencias libres, registros online, nuevos modelos de negocio, acceso y estudio de contenidos de calidad, lo amater superará (ya lo hace a menudo) a los modelos profesionales. Cuando además este tipo de contenidos retribuyan económicamente a los creadores mediante micropagos, el final del imperio de la manipulación de los contenidos encotrará su puntilla final. Las grandes distribuidoras, no los autores, son las que deberían tener miedo. De hecho son las que adoctrinan a los autores para que den la cara por ellos.

Si los políticos e industrias no cambian ahora, luego ya no podrán hacerlo. Yo sé que lo saben, porque muchas industrias me lo han dicho, pero prefieren que alguien más pequeño haga el modelo antes para luego copiarlo, plagiarlo, o como mejor prefiero decirlo, para piratearlo.


Safe Creative #0811221637728

Detrás de la propaganda política contra Internet y los ciudadanos

Sarkozy elegido por los franceses

Sobre Sarkozy, elegido por los franceses y ante su actitud hacia los usos y costumbres de los ciudadanos ante las nuevas tecnologías y modelos de negocio, no pretendo culpar a todo el pueblo francés de que fuera elegido. Sí en cambio que lo lógico y coherente es que el mismo pueblo que lo ha elegido sea quien le quite del poder, lo mismo que tiene que ocurrir en Italia con el Sr. Berlusconi.

Los que me conocen bien saben que soy muy poco nacionalista, me considero ciudadano del mundo y lo que pasa en Sierra Leona me parece cercano, lo mismo que lo que pasa en los EEUU, país en el que he vivido durante casi un año seguido, o en Francia. Al final se trata de personas vs. la masa. Y no me gusta culpar a otros de todo porque creo que en el fondo todos somos en mayor o menor medida culpables de lo que pase, por acatar, por darnos por vencidos, por pensar que no podemos hacer nada o simplemente por pensar que es cosa exclusiva de los ciudadanos de otro país.

Creo en el pensamiento crítico y la razón como pilares fundamentales para poder ser libres, pero para eso necesitamos poder acceder y que otros accedan a la información con libertad. En el fondo por eso estoy involucrado en el activismo en la Red, porque creo que la gente no tiene porqué estar de acuerdo conmigo, pero quiero que la gente pueda acceder a los recursos de información que les permita formar su propia opinión y rebatirme, que me equivoco y mucho.

La frase que resume lo que quiero decir está en Julio César de Shakespeare: “La culpa Brutus, no es de las estrellas, sino de nosotros, por consentir en ser inferiores”.
No somos inferiores. Ojalá lo entendamos alguna vez antes.  Este mensaje, por cierto es que repite V de Vendetta una y otra vez.

Tampoco digo nada nuevo si afirmo que no creo demasiado en los políticos porque pienso que están para crear ilusión de elección en la población. Mirad este sketch de George Carlin:
¿Podremos romper la inercia de votante hastiado y sistemático? Es una labor lenta, poco llamativa, pero esencial.

No sé si las cosas cambiarían si los Internautas tuvieramos un interlocutor válido que pudiera ir a Bruselas a hacer lobby. Está claro que para hacer las cosas al estilo político hay que gastar dinero, un dinero que no tenemos. Así que tenemos otra opción, crear nosotros la alternativa real de sostenibilidad de la red y eso pasa por romper las reglas autoimpuestas y avanzar en modelos de gestión cultural adaptadas a la realidad digital. En internet, lo he dicho muchas veces, no podemos jugar con las reglas de “ellos”. No podemos luchar en su terreno, tenemos que traerlos al nuestro, al de internet. Ahí nos movemos bien y podemos romper sus intentos de domesticar el único espacio de libre conversación existente. En Internet es difícil que exista un liderazgo porque la esencia de Internet es el caos y no caben líderes unipersonales. Cada internauta es un líder.

Para acabar una frase de Shakespeare, también de Julio César que resume el problema con el poder y el abuso de los poderosos. Creo que explica muy bien el problema existente con nuestros líderes analógicos: “El abuso de la grandeza existe cuando ésta separa del poder el remordimiento…”

Sarkozy elegido por los franceses