Pide la Luna y te permitiré cerrar webs con autorización judicial

Actualización 15:50: Análisis de David Bravo y opinión de Enrique Dans.

Actualización 11:52: Interesante análisis del tema por David Maeztu, abogado experto en Propiedad Intelectual.

En una nueva maniobra de progresiva reducción de garantías jurídicas, libertades, presunción de inocencia y toda ética, la Cloacalición de Intermediarios Obsoletos de la Industria del Entretenimiento (CIOIE) ha logrado que el gobierno a su servicio les permita cerrar páginas web a golpe de simple autorización judicial. No se lo pierdan, verán como la CIOIE mostrará su desacuerdo con esta “tibieza”.

¿Qué significa? Que a la hora de cerrar una web el juez sólo podrá analizar si quien lo pide es quien puede pedirlo y dará la autorización para cerrar dicha web si no se vulneran otros derechos ¿cuales? No parece que entre dentro de sus planes la presunción de inocencia. Veremos qué dicen los jueces, pero si tenemos en cuenta que hasta ahora han concluido que las páginas con enlaces a contenidos que los ciudadanos intercambian no son delictivas, pues el intercambio sin ánimo de lucro no es penalmente punible, es poco probable que una autorización sirva para nada que no sea causar un daño a quien por ley no ha cometido delito alguno.

Una nueva maniobra, un intercambio de autorización vs. orden para tal vez acallar a algún ciudadano que no entienda bien la diferencia, pero que es una nueva manipulación perversa del sistema democrático.

Lo que deben entender los políticos es que no aceptaremos menos que la plena legitimación a todos los niveles del intercambio sin ánimo de lucro y la devolución de los términos de protección del copyright a los años científicamente considerados razonables que rondan los 15 y por supuesto con efecto retroactivo, como retroactivas suelen ser las ampliaciones de estos periodos. Basta de piratear del dominio público.

Si la industria tiene un problema al no haber querido crear nuevos modelos de negocio acordes a la naturaleza inmaterial de los contenidos y la ficticia escasez de capacidad de copia y distribución es porque así lo han querido y no deben ser los ciudadanos, artistas incluidos, quienes paguen por el error de los intermediarios obsoletos con sus libertades.

Parece que la única forma de hacernos entender pasará por castigar a los partidos mayoritarios en las urnas.

Safe Creative #1001045245271

Pide la Luna y te permitiré cerrar webs con autorización judicial

Las guerras de EEUU contra el terrorismo

Las guerras de EEUU contra el terrorismo islámico radical tienen en su simple concepto un error de base importante, al menos un error que debiera ser evidente para los ciudadanos que apoyamos esta violencia con nuestros impuestos (sí, en el fondo Europa no es sino una provincia de EEUU que acata cada día más sus normas y costumbres sin poder de injerencia): a los terroristas islámicos radicales no les importa morir. Están más que dispuestos. Están deseando morir. Es su objetivo ¿qué va a lograr una guerra contra esta gentuza?

Sí, lo han adivinado, la guerra contra el “terror” sirve a intereses geoestratégicos, económicos, energéticos. Pero de forma “colateral”, esa horripilante palabra que intenta eliminar el absoluto horror de lo más horripilante, esa violencia total logra matar a mujeres, hombres, niños, viejos, amigos, hermanos, padres, madres… Porque señores, la guerra hoy en día es la forma de matar personas más aceptada. La guerra es legal.

La guerra contra el terrorismo se ganará luchando contra el fanatismo. Y el fanatismo se combate en todo caso con la policía, pero sobre todo con la razón, la educación, las mentes abiertas, la libertad de información y la resolución de problemas de base fundados en la irracionalidad, el hambre o la manipulación. Sólo los ciudadanos podremos hacer algo contra lo terroristas porque nuestros políticos no parecen estar muy por la labor.

Safe Creative #0912305226903

Las guerras de EEUU contra el terrorismo