Cambiar el copyright

Es posible que durante el 2010 y 2011 se consumen la serie de ataques a las libertades de los ciudadanos en Internet más grandes desde el nacimiento de ésta. Entre ACTA, leyes antiP2P, propuestas de cierres de página extrajudiciales por contener enlaces a materiales presuntamente subidos sin permiso y campañas mediáticas que prejuzgan a los ciudadanos como criminales, el panorama puede llegar a ser desolador.

El enfrentamiento de los fundamentalistas del copyright crea muchas víctimas, y algunos de sus artistas, usados como simples peones, no serán los mejor parados.

Nos centramos ahora en un debate de si las páginas con enlaces P2P deberían ser cerradas por autoridades administrativas o no. En realidad yo creo que esta discusión de hecho no debería ser tal, sobre todo cuando hablamos de las posibles perversiones y abusos que una puerta así abierta pudiera dejar para la censura, tal y como se ha comprobado en la intención de toda clase de políticos actuales y futuros. No, sencillamente hacen falta jueces para garantizar el los poderosos no abusan de un poder que los ciudadanos no queremos dar.

El caso es que la ley de derechos de autor y copyright no se adapta a la realidad social y por lo tanto tiene que cambiar.

Que la ley cambie es una necesidad porque su mero mantenimiento en su redacción actual y redacciones propuestas por los lobbys (que son quienes las escriben) es una absoluta perversidad.

Si queremos garantizar los derechos de los autores y equilibrarlos con los de los ciudadanos hay que cambiar la ley y devolver la sensatez a todo esta absurda guerra. Y además creo que se podría llegar a acuerdos. Eso sí, todos tendrenemos que ceder.

Por un lado el intercambio de contenidos entre particulares sin ánimo de lucro no sólo debe ser claramente establecido como lícito, sino que debería ser promovido por las autoridades públicas. En cambio usos comerciales deberán ser debidamente autorizados por los autores o detentadores de los derechos.

Sólo asumiendo la realidad científica se podrán establecer nuevos modelos de negocio sostenibles en la era digital en la que los contenidos son super abundantes y la atención escasa. Tratar de hacer lo contrario, establecer una escasez de contenidos de forma artificial tendrá unos costes enormes tanto para libertades civiles, el propio equilibrio de poder que los ciudadanos podrían querer recuperar mediante la desobediencia civil, y de destrucción total y absoluta de la imagen de muchos de los artistas que apoyan que se persiga a sus potenciales clientes y fans.

Me temo que en realidad ya es demasiado tarde, pero ojalá todos, especialmente esos artistas, se dieran cuenta del daño que van a causar y van a causarse a si mismos.

Safe Creative #0912075072199

Anuncios
Cambiar el copyright

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s